Exámenes previos a iniciar un tratamiento de fertilidad

Parte de la valoración de la pareja infértil es la realización de una adecuada historia clínica donde se pueda evidenciar posibles causas o factores de riesgo que sean causantes de la dificultad de lograr el embarazo de una manera espontánea. Dentro de los estudios que se hacen durante la primera consulta está la ecografía transvaginal mediante la cual permite al médico especialista en fertilidad la evaluación de las características anatómicas del útero y de los ovarios. En este estudio se puede evaluar a nivel de útero la presencia de miomas y su localización revelando la necesidad de hacer un manejo quirúrgico previo en caso de requerirlo, si los miomas son mayores de 3 centímetros por lo general se recomendará removerlos antes de un tratamiento o si su localización afecta la parte interna del útero que se llama endometrio.

Otras alteraciones uterinas que se pueden evidenciar en la ecografía transvaginal son alteraciones mullerianas, presencia de pólipos endometriales, cambios uterinos como adenomiosis. En la valoración de los ovarios se evalúa el tamaño, la localización y el recuento de folículos antrales ya que hace parte de la valoración de la reserva ovárica y determina parte del pronóstico de un tratamiento ya que es importante tener presente que con la edad la reserva ovárica va disminuyendo.

Una vez se ha realizado esta valoración, se solicitaran algunos estudios complementarios que describiremos a continuación:

Hormona Antimulleriana (AMH): es una prueba que mide el nivel en sangre de la hormona y su valor se correlaciona con la reserva ovárica. La función y los niveles dependen de la edad.

Estudios Preconcepcionales: Como parte del estudio de factores de riesgo se debe evaluar la exposición a enfermedades que puedan afectar un embarazo. Dentro de estos estudios consideramos VIH, Serología para Sífilis, Anticuerpos de Hepatitis C, Antígeno de superficie para Hepatitis B, Toxoplasma, Rubeola, Citomegalovirus.

Dentro de estos estudios también se incluyen pruebas generales para evaluar el estado de salud como es Hemograma donde podemos evaluar si existe riesgo de anemia o alteración en alguna línea celular; Glucosa en sangre (glicemia), Hormona estimulante de tiroides (TSH) que puede identificar alteraciones que podrían estar asociadas a la falta de ovulación o incluso relacionadas con pérdidas de embarazos. Prolactina, Hemoglobina glicosilada es una prueba que su solicita principalmente para evaluar el promedio de los niveles de azúcar en la sangre de los últimos 3 meses, y ayuda en el diagnóstico de diabetes. Pruebas de función hepática, Pruebas de coagulación, pruebas de función renal.

Otros estudios que se solicitan antes de un tratamiento según la necesidad de cada paciente puede ser la Histerosalpingografia mediante la cual se puede evaluar las características del útero pero principalmente evalúa la permeabilidad de las trompas. La Histerosonografía es un estudio similar al anterior pero no requiere el uso de medio de contraste sino que se realiza con solución salina y bajo ecografía transvaginal permitiendo evaluar el interior del útero.

En el caso de los hombres como parte de los estudios que son de mucha importancia antes de definir un tratamiento se encuentra el Espermograma mediante el cual se puede evaluar la calidad espermática, teniendo en cuenta el volumen del eyaculado, la cantidad de espermatozoides, la movilidad y morfologia normal. Este estudio es bastante importante ya que puede determinar el tipo de tratamiento necesario para la pareja.

Algunas pacientes dependiendo de los antecedentes o de los hallazgos en la primera valoración requerirán de procedimientos quirúrgicos previos a un tratamiento de reproducción asistida dentro de los cuales está la Histeroscopia mediante la cual se introduce un lente dentro del útero por vía vaginal y se puede evaluar de manera directa la cavidad uterina, esta cirugía permite remover pólipos y miomas que se encuentren afectando así como adherencias uterinas o tabiques. Otras pacientes requerirán Laparoscopia (cirugía mínimamente invasiva) mediante la cual con el ingreso de un lente por via abdominal se puede evaluar los órganos pélvicos de manera directa visualizando útero, ovarios y trompas. Esta cirugía se recomienda en caso de sospecha de endometriosis ya que esta enfermedad puede comprometer de manera significativa los órganos reproductivos femeninos, así mismo permite evaluar permeabilidad tubárica e incluso realizar miomectomias.

Quizas puedan pensar que son demasiados pero lo más importante es poder tener una adecuada valoración con un especialista en fertilidad ya que de manera individual se enfocará la necesidad de cada prueba diagnóstica.

Dr. Jorge Giovanni López Salamanca
Ginecólogo y Obstetra
Especialista en Endocrinología Ginecológica e Infertilidad

2021-02-09T11:43:45+00:009 Febrero 2021|Sobre Reproducción Asistida|
Pedir Cita

En tu primera visita

Valoración de Fertilidad 360º

Open chat
Hola,
¿En que podemos ayudarte?