Inyección intra citoplasmática de espermatozoides morfológicamente seleccionados (IMSI)2019-07-15T15:48:39+00:00

Inyección intra citoplasmática de espermatozoides
morfológicamente seleccionados IMSI

La Inyección intra citoplasmática de espermatozoides seleccionados, más conocida como IMSI por sus siglas en inglés (Intracytoplasmic morphologically-selected sperm injection) es una técnica de laboratorio utilizada en los tratamientos de Fecundación in Vitro (FIV) y consiste en introducir en el óvulo los espermatozoides seleccionados morfológicamente. Se realiza una selección previa de espermatozoides y se descartan aquellos con anomalías que podrían dificultar el embarazo.

Es una técnica que aún necesita de estudios bien diseñados como para demostrar su verdadera eficacia y validez para ser utilizada habitualmente en el laboratorio de reproducción asistida, así como para ser recomendada con suficiente evidencia científica.

La IMSI podría mejorar las posibilidades de la fecundación in vitro y se puede recurrir a ella en caso de haber realizado varias Fecundaciones in Vitro, FIV, sin éxito.

Fases de la técnica IMSI

Paso 1

Morfología espermatozoides

Gracias a este microscopio los biólogos pueden ver la morfología interna de los espermatozoides y descartar aquellos con anomalías. Al poder seleccionar los espermatozoides sin alteraciones morfológicas se cree que aumentan las posibilidades de éxito en la implantación del preembrión y disminuyen las probabilidades de aborto.

Paso 2

Muestra previa

Seleccionamos una muestra previa de los espermatozoides mediante un microscopio quince veces más potente (alrededor de unos 6.000 aumentos) que los que habitualmente se utilizan para realizar la ICSI (400 aumentos) en el laboratorio de fecundación in vitro.

Paso 3

Intracitoplasmática

Mediante la inyección introcitoplamática, se introduce un espermatozoide en cada uno y se seleccionan de 1 a 3 y se introducen en un fino catéter, canalizado por el ginecólogo hasta el final del útero.

Paso 1

Morfología espermatozoides

Gracias a este microscopio los biólogos pueden ver la morfología interna de los espermatozoides y descartar aquellos con anomalías. Al poder seleccionar los espermatozoides sin alteraciones morfológicas se cree que aumentan las posibilidades de éxito en la implantación del preembrión y disminuyen las probabilidades de aborto.

Paso 2

Muestra previa

Seleccionamos una muestra previa de los espermatozoides mediante un microscopio quince veces más potente (alrededor de unos 6.000 aumentos) que los que habitualmente se utilizan para realizar la ICSI (400 aumentos) en el laboratorio de fecundación in vitro.

Paso 3

Intracitoplasmática

Mediante la inyección introcitoplamática, se introduce un espermatozoide en cada uno y se seleccionan de 1 a 3 y se introducen en un fino catéter, canalizado por el ginecólogo hasta el final del útero.

¿Tienes dudas?

Si quieres saber si la fecundación in Vitro es la técnica perfecta para ti, pide cita. Si tienes dudas, pregunta a nuestros expertos.

Pide cita
Prediagnóstico gratuito

¿Tienes dudas?

Si quieres saber si la fecundación in Vitro es la técnica perfecta para ti, pide cita. Si tienes dudas, pregunta a nuestros expertos.

Pide cita
Prediagnóstico gratuito

En tu primera visita

Valoración de Fertilidad 360º